10 cosas que aprendí subiendo al Nevado de Toluca

Nevado de Toluca Ylavidasigue

Ya sé, aquello de los deportes y actividades extremas no es lo mío. Por lo menos no a simple vista. Aunque todas las cosas que he hecho en este rubro me han gustado mucho. En fin, resulta que en las últimas semanas, mi timeline se llenó de fotografías de personas que han ido al Estado de México a subir el Xinaténcatl, (o Nevado de Toluca pa’ los cuates). Esto reavivió en mí el deseo que tenía desde hace ya varios años de conocer ese lugar. La gota que derramó el vaso fue la decisión del presidente de reducir el área protegida de este lugar en un 96%. Tal vez si no la veía ahora, después sería demasiado tarde.

Mientras subía e intentaba respirar (sí, es difícil), iba reflexionando en algunos temas que tienen que ver con el Nevado, con la naturaleza, con México y conmigo. Aquí se las comparto junto con unas fotos que tomé.

  1. Todos tenemos montañas que escalar (de modo literal y metafórico) y en la medida en que subes, todo se vuelve más difícil, pero una vez en la cima, todo habrá valido la pena.
  2. La naturaleza es parte de nosotros. Aunque seas una de esas personas que como a mí, les encanta vivir en la ciudad. Formamos parte del mundo natural y a veces lo olvidamos. Estoy seguro de que gran parte de las depresiones se derivan por falta de contacto con la naturaleza.
  3. No importan las veces que te detengas a reponer fuerzas, lo importante es que no te rindas y continúes con tu camino.
  4. México es un país extremadamente rico, cuenta con todo tipo de recursos para el turismo, el comercio, la agricultura, la pesca y la ganadería. Lo que me lleva a pensar en que no hay razón para que exista la pobreza en nuestro país, y mucho menos, hambre.
  5. Donde primero hubo lava y fuego que todo lo destruyen, después puede haber agua que da vida.
  6. El romper con la rutina para conocer algo en un domingo común y corriente, hace que tu cuerpo, tu mente y tu alma se renueven y vivan con más energía la semana.
  7. Si en algún momento te dejas de divertir en tu ascenso, voltea a ver a los niños y a los perros, seguramente recuperarás el entusiasmo.
  8. Si te quedan dudas para dejar de fumar, sube el Xinaténcatl con tu capacidad pulmonar incompleta y vas a ver cómo te convences de dejar el cigarro de una vez por todas.
  9. Que las dificultades de la subida no te impidan detenerte a observar a tu alrededor a apreciar los colores y formas, los detalles que hacen de esa subida algo espectacular.
  10. Las flores son bellas siempre, aunque estén congeladas, aunque estén secas…

Captura de pantalla 2014-01-29 a la(s) 17.13.20

Captura de pantalla 2014-01-29 a la(s) 17.12.41

Captura de pantalla 2014-01-29 a la(s) 17.21.02

Captura de pantalla 2014-01-29 a la(s) 15.57.52

Captura de pantalla 2014-01-29 a la(s) 17.13.06

Captura de pantalla 2014-01-29 a la(s) 17.40.38