4 estrategias para inconsistentes como yo

¿Qué se puede hacer si naturalmente tenemos estos momentos de inconsistencia? Lo cierto es que son un riesgo para nuestro plan de vida y nuestros proyectos. No se trata de decretar: “A partir de hoy, voy a ser más constante” y listo. Así no funcionan las cosas, aunque los pseudo coaches lo piensen.

¿Tiene caso luchar contra nuestro defecto dominante?

No porque una persona no sea chaparra, quiere decir que es alta. No porque no se vea el sol, quiere decir que es de noche. En la Ciudad de México sabemos que una calle sin baches no necesariamente está bien pavimentada. De la misma manera, no porque alguien no tenga defectos, quiere decir que está lleno de virtudes.

¿Por qué tener un plan de vida si puedes vivir al día?

El tener un plan de vida no tiene nada que ver con tener un horario o cegarse ante una meta, todo lo contrario. Un plan de vida se trata de construir el camino necesario para ser la persona que queremos llegar a ser y evitar que las circunstancias nos conviertan en alguien que nunca imaginamos. Esa persona que queremos ser puede serlo casada, soltera, en el trabajo, con los amigos, viviendo en casa, departamento, rico o pobre. Porque nuestra esencia y carácter deben ser auténticos y depender de nosotros, no de los demás.